UTILIZACIÓN DEL VEHICULO

El arrendatario recibe en alquiler el vehículo y accesorios descritos en el anverso en perfectas condiciones de funcionamiento y se compromete a conservarlos y conducir, cumpliendo las normas del código de circulación. Queda expresamente prohibido: a) transportar personas o mercancías, cuando ello implique directa o indirectamente el subarriendo del vehículo, b) conducir el vehículo personas no autorizadas en el contrato, c) conducir en inferioridad de condiciones físicas, motivada por el alcohol. Drogas, fatiga o enfermedad.

DEVOLUCION DEL VEHICULO

El vehiculo se devolverá en el lugar y fecha estipulado en el contrato. Cualquier alteración deberá ser previamente autorizada por el Arrendador. El incumplimiento de esta condición faculta al Arrendador a requerir judicialmente la devolución del vehículo.

CARGOS DEL ALQUILER

El Arrendatario acepta pagar además de los cargos por alquiler del vehiculo e impuestos determinados en las tarifas vigentes, los ocasionados por la pérdida de documentos, valorados en 100€, herramientas y accesorios, así como toda clase de multas y gastos judiciales motivados por infracciones de tráfico o infringimientos de Leyes, reglamento u ordenanzas por parte del Arrendatario.

SEGURO

El seguro concertado por el Arrendador, que cubrirá los daños según la modalidad del seguro. En caso de conducción negligente, quedan automáticamente anuladas las coberturas del seguro, siendo responsabilidad del cliente todos los daños.
Queda incluido en la garantía de seguro, la pérdida, robo o daños causados en el vehículo hasta 3.000 euros, obligándose a pagar hasta 800 euros.

SEGURO OBLIGATORIO (SOA):

Este seguro cubre la responsabilidad civil del conductor frente a terceros, pero no los daños personales ni materiales que el conductor o su coche sufran. El SOA no cubre los daños sufridos ni por el vehículo asegurado, ni por el conductor del mismo, pero sí lo hace con el resto de ocupantes, ya que éstos son “terceros”. Esto es lo que fija la Ley.

En el caso de que el vehículo hubiera sido robado y provocara un accidente, los daños personales y materiales producidos con motivo de su circulación serán indemnizados por el Consorcio de Compensación de Seguros quien, una vez identificado legalmente el culpable, podrá exigirle que asume estos daños.

SEGURO TODO RIESGO:

Se llama “todo riesgo” porque además de los daños a terceros, cuyo seguro es obligatorio, incluye también los daños propios, es decir, el coche (solamente por daños al vehículo). Queda exento de este seguro:

  • Gasolina, multas y grúas.
  • Pérdida o rotura de llaves o mandos a distancia.
  • Robo del coche con las llaves puestas.
  • Objetos personales en el interior del vehículo.
  • Daños en llantas, neumáticos o bajos del vehículo.
  • Repostaje de combustible equivocado.
  • El seguro no cubre accidentes producidos por conductores negligentes o temerarios ni conducir bajo los efectos de alcohol o drogas.
  • Sacar el coche de la isla de Tenerife.
  • La instalación de los accesorios adicionales (Alzadores, sillas de Bebé) los llevará a cabo la persona que alquile el vehículo. La razón de esto es que nuestro seguro así lo exige, de manera que, en caso de algún incidente como resultado de una incorrecta instalación de los accesorios, la compañía no se hace responsable de los posibles perjuicios causados.

SEGURO A TODO RIESGO CON FRANQUICIA

Cláusula existente en la cual la responsabilidad del asegurador en caso de siniestro queda limitada a una franquicia económica (en caso de siniestro, el asegurador no abonará los primeros 800 euros del coste de la reparación). Todas las demás condiciones son igual que la anterior.

ACCIDENTE

El Arrendatario tomará las siguientes medidas, en caso de accidente sufrido con el vehículo arrendado:
a) No reconocer o prejuzgar la responsabilidad del hecho
b) Obtener datos completos de la parte contraria, cumplimentando el impreso facilitado con la documentación del vehiculo, que remitirá urgentemente al Arrendador, llegando incluso a avisar telefónicamente en caso de accidente grave.
c) Notificar inmediatamente las Autoridades si existe culpabilidad de la parte contraria.

REPARACIONES

El arrendador se hará cargo de los gastos habidos durante el arrendamiento por engrases, cambios de aceite y pequeñas reparaciones (excepto pinchazos), hasta un máximos de 5?, que deberán justificarse con l recibos o facturas.
Será indispensable obtener la previa autorización del Arrendador para efectuar reparaciones superiores a 100?, o remolca

RESPONSABILIDAD DEL ARRENDADOR

El Arrendador declara haber tomado las debidas precauciones, para evitar fallos mecánicos del vehículo arrendado, pero en caso de producirse éstos, no asume ninguna responsabilidad por los perjuicios que directa o indirectamente pudiera causarse al Arrendatario, como consecuencia de dichos fallos o avería.
El Arrendatario se considera informado del contenido de este Contrato.